martes, 2 de septiembre de 2008

Bujias de pre y post calentamiento.

En la etapa de arranque, el motor frío, con las paredes de los pistones y la cámara de combustión a bajas temperaturas, hace que, parte del calor generado por la compresión, venga absorbido impidiendo la auto-combustión. Las bujías funcionan como fuente extra de calor para compensar esta pérdida. Superada esta etapa de arranque, el calor liberado por la combustión logra mantener la temperatura mínima para la auto-combustión, pero inicialmente las condiciones permanecen críticas, en efecto el gasoil quema mal con presencia de humo negro y olor a nafta. Esto hasta el momento en que el motor alcanza la temperatura óptima de régimen. Esta situación subsistía con las bujías de primera generación con un solo filamento.

Los motores modernos vienen equipados con bujías de nueva generación denominadas de pre y post-calentamiento que, tramite un particular filamento, regulan la temperatura permaneciendo encendida el tiempo necesario. Gracias a este tipo de bujías, el motor diesel, se vuelve más silencioso, inodoro, parco en los consumos y con bajas emisiones de monóxido de carbono. Este tipo de bujías están compuestas por una estructura de doble filamento:

  • El primero es un filamento de regula- ción, que permite dosar la intensidad de corriente que lo atraviesa en función de la temperatura alcanzada;
  • El segundo, es un filamento incan-descente, que permite, por algunos segundos, alcanzar temperaturas de 1000 grados y por consiguiente desencadenar la autocombustión.
Esta combinación permite aumentar la lon-gevidad de las bujías y garantizar la confia-bilidad en todas las situaciones climáticas.

AutoCiudad tiene la representación exclusiva de la marca Italiana RPower de estas bujías de pre y post calentamiento.

Saludos AutoCiudad

No hay comentarios: